_

Desde el Club del Lenguaje no Verbal siempre hemos apostado por el estudio de todas aquellas circunstancias que, por encima del contenido verbal, son susceptibles de comunicar algo. La comunicación, desde nuestro punto de vista, circular en tres sentidos. Los dos primeros son los conocidos por todos, aquellos que despiertan nuestro interés respecto de la comunicación no verbal. Estamos hablando de los mensajes que comunicamos hacia nuestros interlocutores y de los mensajes que las personas que tenemos a nuestro alrededor nos lanzan, continuamente, a nosotros. El tercer sentido de comunicación es menos conocido, pero, sin lugar a dudas, es aquel que sorprende de mayor manera a las personas que acuden a nuestros cursos y conferencias. Hablamos de la comunicación con nosotros mismos.

En anteriores artículos ya hemos hablado de diferentes investigaciones que demuestran la influencia sobre nosotros mismos de diferentes gestos y expresiones faciales que conscientemente o inconscientemente podamos realizar. Hoy nos acercamos un artículo de los investigadores Hajo Adam y Adam D. Galinsjky de la Northweatern University de Evanston, Illinois. El artículo lleva por título “Enclothes Cognition”. Mediante esta terminología, los autores describen la influencia sistemática que la ropa que elegimos ponernos cada día tiene sobre nuestros procesos psicológicos. Los autores trabajaron sobre los factores que concurren en el hecho de llevar una determinada ropa, primero el significado simbólico que esa determinada ropa tiene para nosotros y segundo la experiencia física de llevarla.

Los autores realizaron un primer experimento vistiendo a varios grupos de personas con una bata de laboratorio. La hipótesis a contrastar fue que una bata de laboratorio se asociaría psicológicamente con procesos de gran atención y cuidado sobre la tarea que a realizar. Por tanto, este primer experimento pretendió demostrar si el hecho de que un grupo de personas llevase esta bata laboratorio incrementaría la atención selectiva respecto de un grupo que no llevase esta vestimenta.

En un segundo y tercer experimento los autores cambiaron el significado psicológico de la bata para un grupo de personas, a las cuales se les dijo que la bata era de pintor. Otro grupo fue informado de que era una bata de médico. A su vez en estos experimentos se utilizaron batas usadas y batas nuevas. Los resultados demostraron en el experimento 1 que las personas que vestían una bata, incrementaron significativamente la atención selectiva en comparación con el grupo de personas que llevaron su ropa normal.

En el segundo y tercer experimento se comprobó que cuando la bata se asoció a un médico, pero la bata no era nueva, no existió incremento en la atención selectiva. Cuando la bata era usada pero se decía que correspondía a un pintor, tampoco existió incremento en la atención selectiva. Ahora bien, cuando se informó que la bata era de médico y además esta fue nueva, sí existió un incremento significativo de la atención selectiva. Los autores concluyen por tanto, que cuando se produce el efecto sobre el incremento de la atención, existe la concurrencia de dos factores: el significado simbólico de la ropa y la experiencia física de usarla.

4 Comments

  1. Enhorabuena por el artículo. Este efecto de la ropa en los procesos cognitivos y emocionales, explica por ejemplo, que en el libro “El vendedor más grande del mundo” se diga “Si me siento inferior, vestiré ropas nuevas”.

    Saludos!

    • Rafael López Pérez Reply

      Claro que sí Juan Pedro. Estoy de acuerdo contigo, quizá con algún matiz. Cuando nuestra autoestima depende de elementos externos como ropa, complementos, coches, casas, etc. tenemos un problema importante que no podremos solucionar comprándonos un traje nuevo. Ahora bien, el hecho de tener en cuenta el efecto que nuestro atuendo tiene sobre nosotros es algo que en un momento dado podemos utilizar. Muchas gracias por compartir tu opinión con todos nosotros. Saludos!

  2. Las prendas de vestir; (y/o, para desarrollar algunos oficios); tienen una incidencia mucho mayor de lo que pensamos.
    La toga que usan los jueces en las altas cortes; son Símbolo de AUTORIDAD; de jerarquía; y también muestran generosidad, comodidad; libertad y seguridad justicia.
    Mientras que un pantalón ajustado simboliza mezquindad; escaces egoísmo; incomodidad y maltrato.
    Ninguna parte del cuerpo de un hombre se maltrata, ni se machaca, ni se magulla tanto como los genitales masculinos. La costura central del pantalón llamada TIRO; (porque todo el tiempo tira; por delante y por detrás; y entonces tiene que estar sacando el pantalón de entre las NALGAS; y de entre las piernas; (dando un mensaje no verbal abusivo e irrespetuoso).
    Los calzoncillos; son como una férula; que mantiene los genitales masculinos inmovilizados, magullados, machacados;y RECOCINADOS; propiciando condiciones ideales para el desarrollo de las llamadas enfermedades modernas de los hombres: impotencia, esterilidad, y problemas de la próstata.
    La correa o cinturón es un TORNIQUETE; que impide una buena irrigacion sanguínea; afectando el normal y buen funcionamiento de: el aparato digestivo; el sistema urinario; y el aparato reproductor,además de la incomodidad.
    Con la IMPOSICIÓN del uso del pantalón para los hombres; a los varones nos abusaron; porque nos OBLIGARON a orinar de pie; lo cual totalmente ANTINATURAL; e IRRACIONAL; pues ningún ser humano, se sienta en el sanitario o retrete; y hace la depososicion; y luego se para para orinar de pie. Como ustedes saben muy bien; los 2 esfinter se abren sincronicamente o al mismo tiempo; el hombre cuando va a orinar de pie; además de que ensucia el baño; dicen los médicos que se daña la próstata; y lo incómodo y vergonzoso que que es hacer esto de pie.
    Lo mas saludable, cómodo y respetuoso para vestirse un hombre es una falda circular o rotonda; y/o, un vestido con falda; (siempre con su respectiva ENAGUA).

  3. Por anatomía el pantalón es mas afín y concuerda mas con la anatomía de la mujer que con el cuerpo de los hombres. Hace menos de 500 años los hombres y las mujeres nos vestiamos con faldas y túnicas, o togas.
    Las faldas; y los vestidos con falda para los hombres son más SALUDABLES, económicos, ecológicos.
    Para confeccionar una falda circular o rotonda; solo se requiere de 2 o 3 operaciones; corta la cintura; mide el largo de la falda; corta el ruedo o bajo; y hace el dobladillo y ya esta lista; y su tiempo de vida útil es enorme; mientras que para confeccionar un horrible e incómodo pantalón; sale mucho más costoso; y su tiempo de vida útil es fugaz; muy cortico; casi siempre lo primero que se daña es el ziper, cierre o cremallera; se rasga por el tiro, (en la entre pierna); se desgasta en las NALGAS; y en la entre pierna, además las botamangas viven arrastradas contra el piso.

Write A Comment

Club del Lenguaje No Verbal